Etiquetas

, ,

Potencialmente. Primero limitemos el concepto de “estudiar” al hecho de matricularnos en una institución educativa y seguir el programa para sacar un título que nos permita trabajar en esa área o ganar más. En ese marco, estudiar es una buena inversión si, y solo si:

1. Terminas la carrera. Si abandonamos los estudios a mitad de camino, podemos con seguridad considerar que todo lo que se gastó fue un desperdicio lamentable de recursos. Doble puntaje si cambiamos de carrera y no terminamos ninguna.

2. La carrera te ofrece un mercado laboral realista. Puede ser debatible, pero empezar a estudiar algo sin saber que oportunidades de retorno nos ofrece es como invertir en un negocio sin haber hecho un estudio de mercado.

3. Enriquece tu perfil. Un curriculum con mil habilidades que no se entrelazan entre sí no es interesante para los reclutadores.

Estudiar no es lo mismo que aprender

Aprender inglés es imprescindible para moverse en el mercado laboral en Costa Rica. Una cosa es el salario que puedes tener sin ingles y otra cosa es el nivel salarial de los puestos bilingües. Aprender inglés siempre será una buena inversión, pero aprenderlo en serio.  En idiomas el certificado de graduación no importa, lo que importa es que lo hables con fluidez y seguridad.

El tema me vino a la mente porque tengo algún tiempo dándole vueltas a la idea de llevar una maestría. La inversión es alta y tengo dudas de que ese dinero lo vea volver. Un amigo me recomendó que lo haga por crecimiento personal, pero gastar tanto en crecimiento personal se me hace difícil de digerir.  Si al final decido disparar el esfuerzo económico, todavía me queda responder la pregunta si en la ecuación trabajo+2 hijos+blog+negocio personal  queda una diferencia de tiempo a favor que permita aumentar +maestria.

Anuncios